• Regístrate y participa. ¡Solo tardas dos minutos!

Psicoanálisis

Neo

Administrador
Registrado
5/6/14
Mensajes
37.804
País
España
Género
Masculino
Animada por mis compañeros de administración y moderación (a los que les pareció una buena idea! gracias!), hoy os hablaré del psicoanálisis e intentaré escribir sobre el resto de corrientes (las más influyentes). Si alguna de las cosas que digo os suena de algún psicólogo vuestro, ya sabéis de qué orientación sería! =)

He intentado resumir mucho y no ser pesada, pero no sé si será igualmente un tostón. Para dudas y sugerencias, acudan a ventanilla.

PSICOANÁLISIS

1. Un poco de historia…

El psicoanálisis se conoce como “la primera fuerza de la psicología”, la primera psicoterapia integrada.
Charcot, Janet y Breuer fueron autores muy importantes en el inicio de técnicas como la sugestión (aborda síntomas), la hipnosis (aborda causas de los síntomas) y la catarsis (“purga emocional”). También dejaron huella en la historia por ser los primeros en tratar a los enfermos mentales como enfermos, y no como seres poseídos por el demonio a los que había que mandar a la hoguera o encerrar para siempre. Por ello, representan el puente entre los exorcismos y la psicoterapia.
Sin embargo y sin duda alguna, el mayor exponente del psicoanálisis fue Sigmund Freud.

2. Más sobre Sigmund Freud…


Freud, amado y odiado a partes iguales, contribuyó a dos piezas clave dentro de la psicología: La primera, la difusión de la disciplina a nivel mundial: Quien no se haya imaginado nunca a un psicólogo como alguien con un diván al lado, que tire la primera piedra. La segunda, pero no menos importante, el valor subjetivo de la enfermedad mental, la colaboración del paciente como algo imprescindible en la terapia: Si quiere saber algo del paciente, ¡pregúnteselo!
Su obra se separa en cuatro etapas:

1. Prefundacional
En la que Freud se centra en la clasificación de las neurosis (actualmente conocidas con el nombre de “trastornos de ansiedad”) y en la búsqueda de un método de tratamiento.

2. Fundacional
Desarrolla la técnica de “asociación libre”, en la que el paciente ha de decir todo lo que se le pase por la cabeza. Es en este periodo cuando escribe acerca del famoso “Complejo de Edipo/Electra” (deseos frustrados hacia nuestra madre/ padre que pueden generar psicopatología en la edad adulta).

3. Psicología del Ello
Desarrolla el modelo topográfico, mediante el cual divide la conciencia en tres: Preconsciente (Pensamientos que burlan la barrera del inconsciente, por ejemplo, recuerdos desagradables…), inconsciente (contenidos reprimidos, causantes de la psicopatología) y consciente.

4. Psicología el Yo
Desarrolla el modelo estructural y el más famoso, mediante el que divide la conciencia en tres partes: Ello (instintos biológicos que se rigen por la búsqueda de placer), Superyó (valores sociales, cultura, barreras morales del medio), y Yo (a medio camino entre los dos). Intenta encontrar el equilibrio entre el Ello y el Superyó, satisfaciendo las necesidades emocionales y primitivas del Ello, pero teniendo en cuenta las normas sociales y sus limitaciones. Freud consideraba que el fracaso del Yo en la búsqueda de este equilibrio, acababa en psicopatología.

Además de estas cuatro fases con diferentes modelos, Freud también propone un modelo de desarrollo que contempla las siguientes etapas:

a. Oral
b. Anal
c. Fálica
d. Genital

La psicopatología en este último caso, es debida a que la persona adulta se ha quedado “enganchada” a una etapa anterior (nunca la ha superado), o ha regresado a ella después de haberla superado.

3. Método terapéutico

Teniendo en cuenta que Freud creía que la causa de los trastornos mentales se debía a conflictos infantiles no superados (quedarse atrapado en una fase del desarrollo o regresar a ella, no haber superado una fase) y que el terapeuta debía abordar las causas de los síntomas actuales, su método terapéutico se basó en volver a producir “artificialmente” las causas que llevaron a la persona a su estado actual, para así tratarlas como deberían haberse tratado en el momento que se produjeron. Por ello, un terapeuta seguidor del método freudiano, tendrá como meta principal reproducir la “neurosis original”, lo cual se conoce como “neurosis de transferencia”. Para conseguir la neurosis de transferencia, el paciente se tumbará en un diván y hablará dejándose llevar por la asociación libre de ideas, es decir, intentando decir todo aquello que se le ocurra, sin juzgar, sin observarse a sí mismo. El terapeuta generalmente permanecerá callado observando, pero puede ayudar a esta tarea mediante métodos de persuasión (“adelante, grite, exprésese, cuente todo lo que le preocupa, explíqueme sus miedos”). Algo que también puede ayudar en la búsqueda de este material reprimido es el análisis de los sueños, porque Freud considera que mientras soñamos, la censura de nuestro consciente es más vulnerable.
Conseguir la neurosis de transferencia es un trabajo largo y duro que puede durar incluso años, pero una vez conseguida, se considera señal de buen pronóstico, dado que la persona ha conseguido traspasar todas las censuras del inconsciente y ha traído al consciente toda su problemática infantil, conectando con las causas de su problema. El papel del terapeuta a partir de entonces, será ayudar al paciente a analizar todo este contenido que había sido reprimido y ayudar a encajar todas sus partes.

3.1 ¿Cómo analizar una neurosis de transferencia? Técnicas

- Análisis de las resistencias: Observar emociones, actitudes, pensamientos y acciones del paciente, buscando todas aquellas “resistencias” a traer al consciente el total del material reprimido.
- Confrontación: Escoger dos ideas opuestas expresadas por el paciente, para crearle un dilema y ayudarle a apreciar aspectos que esté pasando por alto.
- Clarificación: Reordenar la información que el paciente va diciendo caóticamente durante la asociación libre.
- Interpretación: Se trata de hacer consciente al paciente de problemática infantil que ha censurado, a través de piezas de puzzle que vaya soltando.
- Construcción: Parecido a lo anterior, pero más extenso, apoyado de teoría (modelo de desarrollo, modelo topográfico, modelo estructural). Ayuda a recuperar recuerdos de la situación pasada.

3.2 Instrumentos de diagnóstico

Como hemos visto, los terapeutas psicoanalistas normalmente se basarán en la observación para realizar el diagnóstico, pero disponen de otras técnicas que ayudan a analizar material reprimido, de las cuales las más importantes son:

- Test de Rorschach: Diez láminas con manchas de tinta, algunas en blanco y negro, otras bicolores, y otras multicolores. Se le pregunta al paciente qué ve en esas manchas y luego se analizan unos índices estandarizados, por ejemplo: ¿en qué parte del dibujo se ha basado para responder? (¿todo el dibujo, una parte, la parte blanca, la parte de tinta?, ¿niega que ve el color en las láminas de color, o dice que hay color cuando no lo hay?, ¿ve figuras humanas?, ¿ve la lámina en blanco?, ¿cómo de infrecuentes son sus respuestas en comparación con la población? – respuestas frecuentes: murciélago, mariposa, partes de la anatomía humana, pájaro…). Las respuestas que nos dé el paciente servirán para diagnosticarle, por ejemplo, una depresión, si el paciente es muy detallista pero ve cosas tristes o referentes a la muerte, esquizofrenia si la persona no es detallista y ve cosas extravagantes … Se considera que la alteración más grave es ver en la lámina una combinación imposible en la realidad, por ejemplo, un hombre-gato.

- Test Aperceptivo Temático (TAT): Similar al anterior, también son láminas y también se analizan las respuestas del paciente para diagnosticarle, pero las láminas no son de tinta, sino que son dibujos de diferentes escenas de la vida cotidiana, y la persona ha de explicar historias que se le ocurran a través de la visualización de esos dibujos.

- Test de árbol – casa – figura humana: Es utilizado sobre todo en niños, se trata de dibujar esas tres cosas y fijarnos en el orden que lo dibuja (por ejemplo, ¿empieza el humano por la cabeza o por los pies?), analizando después el dibujo entero y haciéndole preguntas al niño.

- Test de Pata Negra: jeje, parece una broma pero no. Es un test fundamentalmente para niños, pero también para adultos, similar al TAT, pero con dibujos más infantiles, de un cerdito (llamado “Pata Negra”, de ahí el nombre del instrumento....
774317258.png
) que se ve en distintas viñetas. El niño ha de explicar historias que se le ocurran y el terapeuta las analizará.

4. Crisis del método terapéutico de Freud

Freud, como hemos dicho, difundió su método por todo el mundo y fundó una escuela psicoanalítica, donde debían formarse todos sus discípulos. Creó el llamado “psicoanálisis agresivo”, que se basaba en seguir su método de manera rígida, por ejemplo, decía que había cosas de su teoría que no debían ser comprobadas ni ser puestas en duda.. También afirmaba que no todos los pacientes eran aptos para esta terapia, sino que los candidatos a recibirla debían ser personas sugestionables, porque la baja sugestión era síntoma de graves conflictos mentales y una muy alta resistencia a ser psicoanalizado. Además, todo aquel que quisiera ejercer el psicoanálisis, debía ser psicoanalizado primero (esto no está mal como concepto: ¡el psicólogo ha de estar menos loco que tú!).
Después de años siendo el César de la psicoterapia, imagino que le pasó lo que a todos los emperadores: el dinero lleva a la corrupción. Y empezaron a lloverle críticas:

- Que tu método es dogmático y emocional
- Que lo que dices no puede ser comprobado pero lo dices como si fuera la verdad absoluta.
- Que ignoras el trabajo de los demás
- Que todo lo relacionas con lo sexual
- Que tu método no sirve para todos los pacientes
- Que tu método no se muestra eficaz (excepto la hipnosis para dejar de fumar, hipnosis en pacientes oncológicos e hipnosis como potenciador de la relajación muscular)

Y cayó el imperio de Freud…y como a César le traicionó Brutus, Freud fue traicionado incluso por los suyos: Sus discípulos. Los cuales empezaron a criticar su método y a crear teorías alternativas y métodos distintos.

5. ¡Desertores! Otros autores

1. Adler
Su teoría se basa en que las personas tienen una especie de tendencia a hacerse valer y a enfrentarse al medio que les rodea, y para ello tienen un plan de vida, que incluye tres áreas básicas: el sexo, el trabajo y las amistades. Sin embargo, esta tendencia del ser humano a hacerse valer, choca con su sentimiento de inferioridad ante el mundo que le rodea, y a menudo evita cumplir su plan de vida, produciéndose aquí la psicopatología. Por tanto, el objetivo de Adler es restaurar este plan de vida y trabajar esas tres áreas. Adler es un autor pionero de técnicas utilizadas hoy día, como por ejemplo, la programación de tareas.

2. Jung
Trabaja más en personalidad. Propone que las personas estamos hechas de dos estructuras: Persona y sombra. La persona es lo que los demás ven de nosotros, la sombra es lo que rechazamos de nosotros mismos. La terapia de Jung pretende que la persona aprenda a vivir con su sombra y que algún día la ilumine y la muestre sin miedo. Además, dijo Jung que la persona y la sombra provienen del inconsciente colectivo (que vendría a ser como las normas implícitas en una sociedad), y éste, a su vez, está formado por arquetipos, comunes en todos los humanos: sexual, luz (sabiduría) y cósmico (orden del universo).

3. Horney
Busca restaurar la espontaneidad y libertad del paciente, que ella cree que está prisionero en tres cárceles:
a. Búsqueda de afecto y aprobación
b. Dpor supuesta la hostilidad del medio y volverse hostil
c. Retraerse por miedo

4. Sullivan
La aportación de este autor es la importancia que le da, no sólo a las necesidades emocionales sino también a las físicas: Para tener un equilibrio mental, la terapia debe incluir la satisfacción de alimentación, sueño, ejercicio físico, presencia de otro ser vivo y sexo.

5. Fromm
Influencia de la teoría marxista. Cree que el ser humano tiene miedo a la libertad, y por eso se subordina a la producción y a sus líderes. Busca restaurar la libertad.

6. Klein
Terapeuta psicoanalítica más famosa en el tratamiento de niños (a veces en las clínicas infantiles ponen en el cartel "orientación kleiniana"). Creó la “hora de juego”, una técnica que consiste en jugar una hora con el niño y analizar su juego.

7. Winnicot
También especializada en niños, Winnicot describió las “relaciones objetales”, cuando los niños se aferran a un objeto y generan un vínculo con él. El objetivo de su terapia es ayudar en la autonomía del niño y que no cree vínculos patológicos.

8. Malan, Sifneos y Davanloo
Siguen un método muy parecido al psicoanálisis (generan una neurosis artificial) pero intentan hacer una terapia mucho más breve.

9. Lacan: actualidad
Es la referencia para ejercer el psicoanálisis en la actualidad. Relaciona el lenguaje con el psicoanálisis: la mente está estructurada en base al lenguaje. Su método es muy parecido al método freudiano pero pone más énfasis en la estructura lingüística del paciente. Los problemas mentales, según Lacan, provienen del rechazo a “la verdad”, aquello que el sujeto sabe y puede expresar con lenguaje, pero no puede soportar. En este tipo de terapias, el terapeuta no permanece tan callado como en el psicoanálisis tradicional, sino que utiliza la palabra como herramienta fundamental para el tratamiento.
 

Angelcaido

Superusuario
Registrado
25/4/18
Mensajes
6.263
País
Valencia
Género
Femenino
Ánimo
Ni se definirlo
Dejè de ir a la psicoanalista x que no podía pagarle más, pero me venía muy bien x que era el sitio donde podía soltar todo! Apenas ni la dejaba hablar de tanto que reprime uno dentro, yo no me tumbaba nunca en el diván, sino de frente al frente, me resultaba curioso, como si las dos nos entendieramos con solo mirarnos

- - - Añadido - - -

De frente al frente no jjjjj frente a frente o cara a cara más bien
 

Hola

Usuario veterano
Registrado
16/4/19
Mensajes
810
País
España
Género
Femenino
Ánimo
algo bajo
Yo no lo recomiendo,la teoría tiene mucha lógica pero luego te tumbas en el diván y hablas y el psicoanalista solo escucha,interviene pocas veces,todo muy pasivo y no hace nada,yo por eso no pago setenta u ochenta euros qué quieres que te diga,yo tiré muchisimo dinero,no me hizo nada.
 
Arriba